lunes, 10 de enero de 2011

Tropa de élite


Acabo de vislumbrar por la2 ese canal de televisión generalista y de contenido público que nos ofrece una ventana diferente y atractiva en el habitual escenario del vómito que es la televisión, la película brasileña Tropa de Élite. Inspirada en una nóvela y a la vez ensayo social escrita por el sociólogo Luiz Eduardo Soares y que conto con la ayuda del que fuera guionista de la imprescindible Ciudad de Dios (2002, Fernando Meirelles). Al igual que en aquella el relato viaja a velocidad de vértigo descubriendo el lado más salvaje y desgarrador del corazón brasileño.

Son las favelas, esas barriadas de infravivienda, donde ni la ley, ni los servicios sociales llegan, donde reside gran parte del alma del pueblo carioca. Asentadas en las faldas de las montañas que rodean las grandes ciudades como Sao Paulo o Rio de Janeiro, ambas películas nos enseñan bajo la voz de un narrador omnisciente (Buscape en Ciudad de Dios y el capitán Beto Nascimiento en Tropa de Élite) la vida y la muerte en estos barrios, donde los malos son los policias corruptos, los más malos poseen armas que sólo se ven en las guerras y los buenos danzan entre la fina línea que separa la vida de la muerte, ayudados no siempre acertadamente, ni de forma ética por personajes cuya honradez y compromiso está fuera de toda duda.

En el caso de Tropa de Élite es desgarrador el ácido sentido crítico con el que guionista y director (Jose Padilha) dibujan la realidad de las favelas y la lucha, o condescendencia, entre policía y narcotraficantes. El control que estos tienen sobre la vida de las favelas y sobre las decisiones de dispensar premios o castigos es apabullante y a la vez doloroso comprobar como las élites económicas, políticas y sociales de la sociedad brasileña promueven y toleran la situación. La película tuvo grandes críticas, no por su crudeza o violencia en absoluto gratuita, sino por ser capaz de demostrar como los jóvenes adinerados brasileños financiaban las armas de los narcos, la policía se repartía las calles en juego de subastas y la política se alineaba impunemente con los narcos para conseguir los votos de toda una favela.

Deciamos que la violencia no era gratuita porque la apabullante riqueza visual de la película se basa en unas escenas de tiroteos y redadas maravillosamente rodadas, bajo esa atmósfera cálida y exhuberante que Brasil es capaz de ofrecer. Pero la violencia no se condensa únicamente en el aspecto visual, sino que también se interpone con los maravillosos diálogos entre todos los personajes o con la acertadísima banda sonora que no es más que un compendio del rock y el hip hop reivindicativo brasileño ya cansado de denunciar en sus letras las brutalidades y la corrupción en la que esta sumergida la población de las favelas, y que conjuntadas con las imágenes de la película resulta un retrato impresionante.

Pero la violencia y la cruda realidad del film se tornan memorables al evocar el personaje del capitán Beto Nascimento que vive a la vez aferrado a su sentimiento de grupo en el BOPE, el batallón de operaciones policiales especiales y el amor a su mujer embarazada. La búsqueda de un sustituto, justicia y cumplir la misión exhaltan la interpretación de Wagner Moura, simplemente sublime y perfecto en el papel y que me hace pensar que dan premios por caché más que por talento. Cada palabra escupida con vehemencia, cada gesto enrabietado con ceño fruncido es un golpe en la cara a una sociedad que deberia reaccionar para superar la dictadura que la droga tiene impuesta en la sociedad brasilera, así como un ejemplo de un hombre que no acepta el miedo o la rendición. La vehemencia y el retrato duro y filedigno hacen de Tropa de Élite una obra imprescindible y recomendable.


2 comentarios:

  1. Perdona pero esto no es un ensaio social es la pura realidad, el libro es la autobiografia del capitan del Bope es la mejor policia de tácticas del mundo. No me gusta la violencia pero la tropa de elite es necesaria. Alli es matar o morir yo prefiero que los delincuentes mueran y no los policias.

    ResponderEliminar
  2. es la mejor novela que e visto....

    ResponderEliminar