martes, 16 de febrero de 2016

La Libertad de expresión y Españistan


España, es un lugar entrañable. Un destino turístico de primer orden mundial donde no hay problema en que un infante vea un festival taurino, ya sean encierros, capeas, corridas de toros o bous a la mar, al fuego o a la salsa brava. Incluso hasta pueden participar en brazos de su malnacido padre y no ocurre nada. También pueden y todXs los demás también, recrearse con procesiones de Semana Santa, donde entre imaginería e incienso puedes ver a gente flagelarse la espalda hasta dejarla en carne viva, cargar con maderos que superan los 80 Kilos o encadenados con grilletes del medievo.

En esta supuesta democracia de la “Europa de los 12” no pasa nada porque el partido en el gobierno, heredero de la dictadura fascista de costumbre en el siglo XX, se vea salpicado por una retahíla de casos “aislados” (al final del artículo quedan los casos abiertos por corrupción del PP, #PartidoPutrefacto, por orden alfabético) de corrupción que en nada ensombrecen “la maravillosa” gestión de un gobierno absolutista que en 4 años ha triplicado la desigualdad social, duplicado la pobreza infantil, igualado la deuda exterior al PIB, aplicado mordazas y esposas a toda contestación social desde las huelgas hasta las protestas contra los desahucios o enclaustrado el sector eléctrico español en el oligopolio perpetúo cercenando de paso las posibilidades de crecimiento, investigación y desarrollo que las nuevas energías renovables, el auto-consumo y la sostenibilidad venían trayendo. Tampoco han tenido reparos en dejar la sanidad abierta y dispuesta para ser violada por muchos de los conseguidores del partido, y por supuesto, se han decidido a imponer una educación rancia y clasista para beneplácito de una iglesia fascista, retrograda y orgullosamente genocida.

Podía seguir así varías líneas y párrafos, volviendo a relatar historias para no dormir y sobre los que la historia nos juzgará (a todXs por haber permitido con tanto estoicismo, resignación y/o despreocupación) pero aprovechando el hipervínculo, os lo dejó aquí, en éste, en aquel, y en este otro.

Sin embargo no todo es culpa, directamente, nuestra. También los medios de comunicación de masas, notablemente participados por capitales cuya procedencia se circunscribe a los paraísos fiscales con procedencia desde dinero negro por actividades ilícitas, especulación con bienes básicos o usufructos de la etapa franquista, saben como callar todas estas verdades y soterrarlas sobre burbujas mediáticas que abusan de cualquier concepto que suene contrario al catecismo de "lo español", "lo puro" o "lo tradicional".

Y así mientras pervive el franquismo y su hedor corrupto, fascista y amoral van usando las tapaderas de "Venezuela", "Irán", "Grecia", "ETA", o el maniqueísmo del concepto "radical" para contaminar las pobres mentes de gran parte de la población española, ya huérfana de serie de una cultura democrática y educación en valores sociales. Y como además policía, artesonados del sistema judicial y algunos jueces y fiscales, estómagos agradecidos, entran al trapo tienen la perfecta rueda de molino para seguir aplastando las ansías libertarias de este país. Valga como ejemplo, la polvoreda mediática, judicial, policial contra los tirititeros en el carnaval de Madrid, que lo mismo vale para atizar al gobierno "de izquierdas" de la capital, como para tapar y soslayar la salida a la luz de las tramas del partido del gobierno, que lo componen en toda su estructura como una organización mafiosa y caciquil interesada única y exclusivamente en perpetuar su lucro y beneficio a costa de las espaldas y las libertades y derechos de la clase trabajadora.

La obra de los titiriteros no era una apología, era una radiografía. No enaltecía el terrorismo, describía los mecanismos que utiliza el aparato del Estado para atemorizar, para amordazar. El gobierno aún en funciones mueve sus hilos, desde la policía a los jueces pasando por la fiscalía, para debilitar y desacreditar a sus rivales políticos, acallar disidencias, cobrarse venganzas e imponer su estricta moral a golpe de mazo, mientras además intentan que hablemos un poco menos de su banda de corruptos y un poco más de la moribunda banda terrorista ETA.

Hay una “caza de brujas” de la divergencia política como denunciaban los titiriteros que han podido comprobar en carne propia que su tesis era cierta y hay una extensa lista negra de imputados por expresar sus opiniones a través de la creación artística, musical, literaria o humorística: los titiriteros, Guillermo Zapata, César Strawberry, el artista Abel Azcona, dos raperos de Granada acusados de meterse con la policía y Rita Maestre quienes pasarán por los juzgados próximamente. O bandas musicales como Soziedad Alkoholica al quien vetan en las ciudades gobernadas por los herederos del fascismo, como también hacen con otros artistas como Willy Toledo, Alberto San Juan o el Gran Wyoming. Los tribunales de la nueva Inquisición están a tope y han empezado a apretar las mordazas.

Yo al igual que muchos que han criticado la obra no la he visto. Si que he leído el argumento que aportan en su página web, y lo único que puedo afirmar con rotundidad es que la clava. La obra no es sólo premonitoria, es acertadísima. Todo el que se meta con los Don Cristóbal del poder, la religión, la policía o los tribunales, puede verse perseguido por cada uno de estos estamentos o todos ellos que no dudarán en sacar las pruebas de contexto apoyados por una campaña mediática que construya el ajusticiamiento público.

El uso político de la Justicia y las fuerzas del orden que está haciendo el #PartidoPutrefacto es evidente. Su monstruosa maquinaria se hunde en su propia mugre y da sus últimos zarpazos al intentar agarrarse al poder. Al goteo de imputados por corrupción en sus filas sigue casi en paralelo un goteo de imputados por ejercer la libertad de expresión. Cae al completo la dirección del PP en Valencia y, acto seguido, el fiscal de la Audiencia y el juez instructor decretan, sin disimulo a instancias del gobierno, un encarcelamiento desproporcionado de los titiriteros con la única intención de relacionar a Carmena y Podemos con ETA.

Demasiadas coincidencias juntas que sirven a unos intereses no son casualidad, son causalidad. La policía registra la sede del PP regional en Madrid por presunta financiación ilegal y al día siguiente los dos jueces peperos de la Audiencia Nacional, Espejel y López, instan a Pedraz a reabrir el caso Zapata para ver si hablamos un poco más de tuits y un poco menos de los ladrones del PP. Hablemos de Irán, como decía Rita Barberá. O hablemos de Rita Maestre como ha hecho Esperanza Aguirre en su enésimo teatrillo auto exculpatorio para explicar su semi pseudo dimisión.

Pues hablemos de por qué Rita Maestra irá a juicio este jueves acusada de ofender los sentimientos religiosos y, sin embargo, no son delito las ofensas homófobas de algunos obispos. Hablemos también del artista Abel Azcona acusado de “blasfemia” por dibujar con hostias la palabra “pederastia” en una exposición. Hablemos de por qué existe un delito religioso en las leyes de un país aconfesional y una iglesia en una universidad pública. La respuesta es sencilla: la Inquisición y la quema de brujas no han desaparecido, solo que ahora tienen formas mucho menos cruentas y más refinadas.

Hablemos también de por qué la fiscalía no pide la imputación de Jiménez Losantos por hablar de disparar a los concejales de Ahora Madrid, pero sí la de Zapata y Strawberry por hacer humor negro con el terrorismo o la de los titiriteros por criticar montajes policiales. Mientras los tirititeros prestaban declaración y acababan con sus huesos en una celda bajo la "democrática" ley Antiterrorista, en Santonya, una serie de individuos no tenía ningún problema en representar, todavía no sé si con sentimiento o con sorna, un desfile de la Falange. Hablemos de los dos raperos de Granada, Ayax y Prok, encausados por injurias contra la policía en un vídeo en el que aparecen varios agentes aunque sus caras no son visibles. Con la nueva Ley Mordaza no se les puede fotografiar, no vaya a ser que les pillemos excediéndose en el uso de la violencia, como señala la canción. Su presunta seguridad está por encima de nuestros derechos. Están mandando por encima de nuestras libertades.

Hay una campaña del Estado contra la libertad de expresión como denuncia en sus páginas El Jueves que también será llevado a los tribunales por la comunidad judía que le acusa de antisemitismo en unas viñetas que no critican la religión sino el nazismo de Israel contra los palestinos. Urge erradicar los brotes nazis de persecución ideológica que mueven los hilos del Estado en la sombra o no seremos más que títeres de su función.

Y todo esto nos puede pasar a cualquiera. Que escriba un blog, en twitter; que vista una camiseta reivindicativa; que acuda a ver una representación teatral, un concierto, o decida lo que se supone un derecho constitucional y proteste contra tanto fascismo, tanta cara dura y tan poca dignidad. No podemos y no debemos hacer como la alcaldesa de Madrid, que cedió ante la presión de la caverna mediáticay cesó a Zapata y ahora ha azuzado el fuego contra los tirititeros. Tenemos en nuestra responsabilidad como democrátas y en nuestra conciencia como seres libres defender sin paliativos la libertad de expresión, siempre que no ponga en entredicho la dignidad de todXs y no constituya una apología del fascismo, que no debemos obviar es una muestra de rechazo a los derechos humanos.

No habrá forma de construir una sociedad, país y un mundo más justos si antes de todo, permitimos que nos callen, nos vuelvan ciegos y sordos y nos metan con un embudo qué debemos pensar.





nota nº1: Caso Andratx, el Caso Arena, el Caso Baltar, el Caso Bankia, el Caso Biblioteca, el Caso Bitel, el Caso Blesa, el Caso Bomsai, el Caso Bon Sosec, el Caso Brugal, el Caso Barcenas, el Caso Caballo de Troya, el Caso CAM, el Caso Camps, el Caso Campeon, el Caso Carioca, el Caso Cementerio, el Caso Conde Roa, el Caso de la Construcion de Burgos, el Caso Cooperacion, el Caso Ciudad del Golf, el Caso Lino, el Caso Roblecillo, el Caso Emarsa, el Caso Fabra, el Caso Faican, el Caso Funeraria, el Caso Guateque, el Caso Gurtel, el Caso Hugel, el Caso Ibatur, el Caso Lasarte, el Caso Liber, el Caso LifeBlood, el Caso Madeja, el Caso Naseiro, el Caso Noos, el Caso Orquesta, el Caso Over Marqueting, el Caso Palma Arena, el Caso Parques Eolicos, el Caso Patos, el Caso Piscina, el Caso Pitusa, el Caso Plan Territorial, el Caso Pokemon, el Caso Porto, el Caso Punica, el Caso Rasputin, el Caso Rato, el Caso Salmon, el Caso Scala, el Caso Terra Natura, el Caso Torres de Calatrava, el Caso Totem, el Caso Troya, el Caso Turismo Joven, el Caso Tunel del Soller, el Caso Undangarin, el Caso Umbra, el Caso Zamora, el Caso Zetja...




No hay comentarios:

Publicar un comentario